Poeta de hoy en Granada, España

 

Carmen Rodríguez Ávila

 

 

in memoriam

 

En esta extraña noche

ya es – ya fue- la hora maldita:

cuando aquella esperanza se mostró tan menguada.

 

Gemido de lo incierto.

 

El reino de la ausencia

se yergue entre la sombra:

un silencio insistente

vela la fugitiva luz.

 

Perenne su presencia

late contra el olvido.

 

¿Existe otro lugar

en el que no more la tiniebla?

 

Tómalo tú.

 

¡Todo se ha consumado!

 

En esta noche extraña

- a la hora de todos los desgarros –

yo espero a la tristeza:

sin ella,

la ausencia se me asfixia.